Imagen demo
Sala de prensa
Noticia
Noticias

Joaquín Leguina: “Toda persona que hable en contra de la natalidad está hablando en contra de España”

27/04/2022

Las tasas de paro de la población juvenil española son muy altas, los salarios muy bajos y muchos empleos son precarios. Una realidad que provoca que la maternidad se retrase y los ciudadanos tengan un menor número de hijos, disminuyendo así la tasa de natalidad.“Desde el punto de vista social, España tiene un problema grave con respecto a la natalidad”, ha expresado el director del Observatorio Demográfico del CEU, Joaquín Leguina, en un acto organizado en la Universidad CEU San Pablo por la Facultad de Humanidades y CC. de la Comunicación, el Instituto CEU de Estudios de la Familia y el Centro de Estudios, Formación y Análisis Social (CEFAS).

En el encuentro, Leguina ha señalado que existe una corriente social y política en contra de la familia, “toda persona que hable en contra de la natalidad está hablando en contra de España. Hay que pelear contra las ideologías que defienden que las mujeres no tengan hijos”, ha afirmado Leguina. 

Según los últimos informes publicados por el Observatorio Demográfico CEU, adscrito a la Facultad de Humanidades y Ciencias de la Comunicación de la Universidad CEU San Pablo, cabe destacar que los jóvenes españoles son de los que más tardíamente se emancipan en la Unión Europea, habiéndose retrasado en algo más de un año la edad media de salida del hogar familiar (en España a los 29,5 años, por 25,5 en la eurozona) a raíz de la última gran crisis económica que comenzó en 2008. Los problemas vinculados con los salarios bajos y la emancipación tardía también han generado una caída de la tasa de natalidad entre los más jóvenes. Si nos remontamos a hace 50 años, el índice sintético de fecundidad en España (número de hijos por mujer) tuvo un valor de 2,77. En 2020, de solo 1,18 y de 1,12 en las mujeres de nacionalidad española. 

En las últimas décadas, no solo ha bajado mucho la tasa de natalidad, sino que también ha aumentado en varios años la edad media a la que las españolas tienen su primer hijo: de 25 años en 1977 a 31 años en 2020. Si en 1976, la madre de 2/3 de los nacidos en España tenía menos de 30 años, en 2019 fueron un 27% escaso los bebés alumbrados por mujeres con 29 años o menos. La edad mediana a la maternidad, la que divide en dos mitades iguales el total de nacimientos, ha aumentado de 27,6 años en 1976 a 33,3 en 2019. Curiosamente, el segmento de edad comprendido entre los 35 y los 39 años tiene una mayor tasa de fecundidad ahora que en 1976. 

Para solucionar este problema e incentivar la natalidad, el director del Observatorio Demográfico del CEU, Joaquín Leguina, ha transmitido la importancia de hacer políticas “en profundidad y consensuadas”.

 

Sobre el Observatorio Demográfico CEU

La evolución demográfica de España resulta cada vez más preocupante, con un grave problema de falta de nacimientos y envejecimiento social que está deteriorando progresivamente su salud demográfica. Para concienciar a la sociedad de las causas y las consecuencias de la baja natalidad, el Observatorio Demográfico CEU, adscrito a la Facultad de Humanidades y Ciencias de la Comunicación de la Universidad CEU San Pablo, quiere dar visibilidad a la evolución demográfica, con la búsqueda de propuestas y cambios sociales y legales que faciliten un aumento de la tasa de fecundidad.

La actividad principal del Observatorio es la elaboración de informes sobre la evolución general de la demografía española y de informes monográficos sobre temas concretos de amplio calado, sin perjuicio de otros documentos puntuales de menor entidad. Los datos recabados en esta nota de prensa hacen referencia a los estudios ‘La población infantil y juvenil en España’ y ‘Los hogares españoles’.

Palabras clave Estudio Natalidad Emancipación Observatorio Demográfico Población