Noticias

España se acerca a los 120.000 trasplantes de órganos
25/10/2019
Ponentes de la jornada 'Avances y retos en la investigación de trasplantes'

En los 30 primeros años de actividad de la Organización Nacional de Trasplantes (ONT), que se cumplen este mes de octubre, se han realizado en los hospitales españoles cerca de 120.000 trasplantes de órganos. El dato lo ha facilitado esta mañana Elisabeth Coll, directora médica de la ONT, en la jornada internacional sobre ‘Avances y retos en la investigación de trasplantes’ que organiza en su sede la Fundación Ramón Areces con la Universidad CEU San Pablo, el Instituto de Salud Carlos III (ISCIII) y la ONT. El balance de estas tres primeras décadas refleja la elevada actividad de la institución, con alrededor de 75.000 trasplantes de riñón, 28.000 de hígado, 9.000 de corazón, 5.000 de pulmón, 2.000 de páncreas y 150 de intestino. A ello se suman los más de 500.000 trasplantes de tejidos y células registrados en nuestro país en este tiempo. Estos datos corroboran el liderazgo indiscutible del sistema español en donación y trasplantes desde hace años. De hecho, en 2018 nuestro país alcanzó una tasa de 48,3 donantes por millón de habitantes, muy por encima de la media de Estados Unidos (32,8) y más del doble de la media de la UE (22,2).

Con el objetivo de poner en común las últimas investigaciones en este campo de la medicina, la Fundación Ramón Areces, la Universidad CEU San Pablo, el Instituto de Salud Carlos III (ISCIII) y la ONT han querido reunir a algunos de los mayores expertos en la materia. La directora de los servicios médicos de la ONT ha abogado en su intervención por una nueva vía muy interesante que está al alcance de los profesionales de la medicina en su trabajo diario. “Los ensayos clínicos y la investigación básica son fundamentales, pero no debemos olvidarnos de los estudios observacionales. Gracias al desarrollo de las nuevas tecnologías de la comunicación y la información -o ‘big data’- este tipo de estudios nos permiten analizar una ingente cantidad de datos e información a nuestro alcance, que ya tenemos. Sus conclusiones pueden ayudarnos mucho más de lo que creemos a seguir innovando en el ámbito de la donación y el trasplante”, ha asegurado. Como ejemplo de las posibilidades que ofrece la investigación observacional, se ha referido a la donación en asistolia. “Gracias al análisis de los datos recogidos de forma homogénea en todos los aspectos de este tipo de donación, la red trasplantadora española ha podido mejorar sus prácticas, lo que se ha traducido en un incremento de la actividad trasplantadora y en unos mejores resultados postrasplante. En la actualidad, la donación en asistolia representa el 28% de todos los donantes”, ha añadido.

“El reto para el sistema español de trasplantes es trabajar íntegramente en red, de forma que se pueda relacionar y compartir toda la información de la que disponemos en este momento”, ha expresado Coll. “El análisis de la ingente cantidad de datos sobre donación y trasplante que generamos a diario nos permitiría convertirnos en una gran potencia en investigación observacional en el mundo. La materia prima la tenemos a nuestro alcance. Solo tenemos que analizar en conjunto lo que se hace”, ha añadido la directora médica de la ONT.

Generar órganos bio-artificiales

Uno de los campos que más interés despierta para mejorar el sistema de trasplantes se centra en la generación de órganos bio-artificiales. En ello trabaja desde la Universidad de Harvard la doctora Basak Uygun, pionera en la utilización de órganos no funcionales para aumentar el suministro de órganos trasplantables. Como ha explicado en su intervención en la Fundación Ramón Areces, la doctora Uygun pretende generar este tipo de órganos a través de la ingeniería de tejidos. En su ponencia, ha abordado la generación de estructuras tridimensionales de hígados humanos junto con hepatocito derivados de células pluripotentes. “Esta tecnología permitiría generar una fuente ilimitada de órganos funcionales para su uso en la clínica, lo que supondría una revolución en el área de la medicina”, ha anunciado.

En paralelo a la generación de nuevos órganos bio-artificiales, los investigadores siguen trabajando en la mejora de la respuesta inmunológica en los trasplantados. El Dr. Willem Mulder, catedrático del Departamento de Radiologia del Hospital Monte Sinai en Nueva York, donde dirige el programa de nanomedicina en el Instituto de Imagen Molecular y Traslacional, está centrado en el desarrollo de nanopartículas con especificidad diferencial para controlar esa respuesta inmunológica. En su ponencia, ha explicado cómo “la nanoinmunoterapia podría aplicarse para prevenir la inmunidad entrenada y promover la tolerancia inmunológica con el fin realizar ensayos clínicos en pacientes trasplantados”. “Ya hemos desarrollado una nanoinmunoterapia que inhibe la memoria inmune innata y que induce la aceptación del órgano trasplantado en un modelo de experimentación animal”, ha anunciado.

En este encuentro científico también ha participado el doctor Joren Madsen, director del Centro de Trasplantes del Massachusetts General Hospital en Boston y Co-Director del Centro de Investigación en Trasplantes, un gran instituto de investigación básica y traslacional asociado a la Universidad de Harvard. Especializado en la inmunología de los trasplantes, Madsen lleva investigando más de 30 años sobre la inducción de tolerancia en primates y en humanos. En su ponencia, el Dr. Madsen ha mostrado ejemplos de “la combinación de trasplante de médula ósea y órganos para inducir quimerismo parcial, que puede mejorar la tolerancia del órgano trasplantado”.

Por su parte, el doctor James Hutchinson, Catedrático del Departamento de Cirugía del University Hospital Regensburg (Alemania), trabaja en el uso de terapia celular a partir de macrófagos reguladores humanos (Mreg) como un medicamento inmunosupresor complementario en el trasplante de órganos. “La generación de macrófagos humanos han sido aplicados en ensayos clínicos tipo I en pacientes trasplantados con resultados prometedores”, ha comentado. “Esta estrategia de vanguardia permite evaluar el estado inmunológico de los receptores de trasplantes de órganos y está siendo evaluada en ensayos clínicos tipo II, abriendo interesantes posibilidades para su aplicación futura como terapia en pacientes trasplantados”, ha añadido.

Entre los investigadores españoles que intervienen en esta jornada internacional, se encuentra el doctor Rafael Correa Rocha, director del Laboratorio de Inmuno-regulación del Instituto de Investigación Sanitaria Gregorio Marañón (IISGM). En este caso, centra todos sus esfuerzos en el estudio de la homeostasis inmunológica y en el desarrollo de terapias celulares para inducir tolerancia inmunológica en el contexto de rechazo al trasplante. En su ponencia, el Dr. Correa-Rocha ha hablado de un protocolo desarrollado por su laboratorio para obtener células T reguladoras (Treg) aptas para uso clínico a partir de tejido tímico. “Este protocolo es único en el mundo, ya que el resto de laboratorios nacionales e internacionales generan células Treg a partir de la sangre de pacientes”, ha explicado. También se ha referido al ensayo clínico pionero iniciado este año para prevenir el rechazo en niños trasplantados de corazón mediante una terapia celular con Treg obtenidas del tejido tímico del paciente.


  • Palabras clave
  • Organización Nacional de Trasplantes
  • CEU
  • Ramón Areces
  • investigación
  • ciencia