Noticias

El Decano de Medicina presenta la Guía de Actuación en Anafilaxia (GALAXIA) para pacientes
07/04/2014
IMG07042014135320545
El Decano de Medicina de la Universidad CEU San Pablo, Tomás Chivato,  ha presentado en rueda de prensa la Guía de Actuación en Anafilaxia (GALAXIA) para pacientes, que recoge de manera más sencilla qué es la anafilaxia, cómo se reconoce, cómo se trata, qué hacer ante un cuadro grave y dónde recurrir en caso de duda. El doctor Chivato, coordinador de la misma, asegura que “es muy útil ya que cubre las necesidades de los no profesionales sanitarios en esta área y mejorará el diagnóstico y tratamiento de la anafilaxia, disminuyendo la morbilidad y sobre todo la mortalidad por esta causa”. 
 
 
La anafilaxia es la reacción alérgica más grave que puede ocurrir, pudiendo incluso llegar a comprometer la vida del paciente. Los alimentos y los medicamentos, principalmente,  y las picaduras de himenópteros, como las abejas o las avispas, son los principales desencadenantes de esta reacción alérgica. En palabras de Chivato, “la anafilaxia es una emergencia médica. A pesar de su gravedad y las posibles consecuencias es una patología pobremente reconocida y tratada de forma inadecuada en muchas ocasiones”. 
 
 
La presentación de esta Guía se enmarca en las actividades de Semana Mundial de la Alergia, que se centra en poner de relieve la importancia de reconocer los signos de esta reacción alérgica, ya que una rápida actuación puede salvar la vida de quien la sufre. Bajo el lema Anafilaxia: cuando la alergia es letal”, la SEAIC se suma a esta iniciativa de la Organización Mundial de la Alergia (WAO, por sus siglas en inglés) por cuarto año consecutivo. 
 
 
La dificultad en el diagnóstico de la anafilaxia estriba en que no hay un conjunto de signos definidos; lo que sí es típico es la rápida progresión en la gravedad o intensidad de los síntomas y esta característica es válida para niños y adultos. “Se debe sospechar de anafilaxia cuando aparece en un corto periodo de tiempo y de manera aguda un síndrome que afecta a la piel y/o a las mucosas y que afecta al sistema respiratorio y/o circulatorio. Como la mayoría de las anafilaxias cursan con síntomas cutáneos, con este criterio al menos un 80% de las reacciones serían identificadas”, señala el doctor Chivato. 
 
 
El éxito del tratamiento de una reacción anafiláctica depende de la preparación de quien atiende al paciente, el reconocimiento temprano del cuadro clínico y el tratamiento precoz y agresivo. La adrenalina por vía intramuscular es la pauta más eficaz para el tratamiento de la anafilaxia ya que es capaz de prevenir el broncoespasmo y el colapso cardiovascular. Los pacientes diagnosticados con riesgo de reacciones de anafilaxia deben llevar consigo autoinyectables de adrenalina, con el fin de utilizarlos en caso de reacción. Asimismo, según indica la Guía, tras la atención de urgencia, todos los pacientes que hayan sufrido un episodio de anafilaxia deben ser evaluados por un alergólogo.
 
 
La Jefa de Servicio de Alergia del Hospital Clínico San Carlos, Montserrat Fernández Rivas, ha participado en la presentación y, aunque ha subrayado que no existe una “definición perfecta” de la Anafilaxia y no hay estadísticas completas, sí ha dado algunos datos que demuestran la importancia de esta enfermedad. Así ha señalado que tres de cada mil habitantes tendrán anafilaxia en algún momento de su vida. Además ha señalado que es más frecuente en  niños de cero a cuatro años y ha llamado la atención sobre los jóvenes adolescentes, que viven un momento de mayor independencia, empiezan a salir a comer fuera, asumen riesgos y pueden no ser conscientes del peligro de una reacción alérgica.  
 
 
Fernández Rivas ha señalado que las alergias alimentarias son las más difíciles de controlar, porque el que las padece come todos los días, y ha citado a las cacahuetes, frutos secos, leche, huevos y pescado, como los más alérgenos.
 
 
En la presentación ha participado también la presidenta de la Asociación Española de Alérgicos a Alimentos y Látex (AEPNAA), Pilar Hernández, quien ha subrayado “el miedo a no reconocer los síntomas y a no aplicar correctamente el tratamiento condiciona la vida de los afectados y de su entorno. Además, de la incertidumbre por no saber si la próxima reacción será igual o más grave, ya que en cada ocasión y en cada persona ocurre de manera diferente”. Para esta Asociación es clave la formación y la concienciación. 
 

  • Palabras clave
  • Anafilaxia
  • Tomás Chivato
  • alergia
  • SEAIC